¿Cómo controlamos el estado del pavimento en la M-30?


Estado del pavimento en la M-30

La M-30 es la vía de circunvalación que rodea la almendra central de Madrid, y diariamente circulan por ella alrededor de 1,5 millones de vehículos. Esto la convierte en una de las vías más transitadas de España y la más utilizada por los madrileños.

Debido a la alta densidad de vehículos que circulan por ella es necesario realizar de forma periódica inspecciones visuales y auscultaciones sobre el firme que nos permitan evaluar su estado funcional y estructural. Así podemos controlar y mantener los índices de calidad del pavimento en buen estado.

¿Cómo se evalúa el estado del pavimento?

Además de la inspección visual que se realiza en campo, en la actualidad existen diferentes metodologías de evaluación de pavimentos basadas en ensayos de auscultación de firmes. Los indicadores de calidad que utilizamos para evaluar el pavimento son a través de los ensayos de CRT, IRI, deflexión y fisuración.

Evaluación del estado funcional

 

Ensayo CRT

El ensayo de CRT, también conocido como Coeficiente de Rozamiento Transversal, se basa en la resistencia al deslizamiento en sentido transversal de un determinado pavimento, es decir, la adherencia del neumático al asfalto. En la M-30 utilizamos como equipo de medida el SCRIM para realizar el ensayo en donde se determina el coeficiente de rozamiento transversal bajo la norma UNE 41201 IN.

Camión de ensayo de CRT  Equipo SCRIM

Equipo SCRIM para realización del ensayo de CRT en M-30

Los valores bajos de este ensayo implican una menor adherencia sobre el pavimento, lo que genera un mayor riesgo en la seguridad vial. ¿Cómo conseguimos mantener valores óptimos de CRT? A través de la utilización de equipos con agua a muy alta presión (conocidos como equipos de hidrodesbaste) o con granallado superficial.

Camión trabajando en la M-30    Trabajos en la M-30

Trabajos de mejora en firme en el Bypass sur de la M-30 con equipo de hidrodesbaste

Ensayo IRI

El ensayo de IRI, conocido como Índice de Regularidad Superficial, consiste en determinar la calidad de rodadura de los vehículos sobre el firme. En la M-30 utilizamos vehículos equipados con perfilómetros láser para poder medir la textura del pavimento en donde se determina la regularidad superficial de acuerdo con la norma NLT-330/98.

Vehículo con perfilómetro láser

Perfilómetro láser montado sobre vehículo para realización del ensayo del IRI

Para conseguir un mantenimiento óptimo de los valores de IRI se realizan actuaciones superficiales sobre el pavimento como microfresados y la extensión de una nueva capa de rodadura.

Pavimento del túnel de la M-30    Imagen del pavimento del túnel de la M-30

Ejecución de trabajos de microfresado y extendido de una nueva capa de rodadura para corregir el IRI en los túneles de la M-30

Evaluación del estado estructural

 

Ensayo de deflexión

El ensayo de deflexión consiste en analizar la respuesta del firme ante la carga de tráfico que soporta a lo largo del tiempo, es decir, su grado de agotamiento estructural. En la M-30 utilizamos el deflectómetro de impacto (FWD) para medir a través de sismómetros la deformación que se genera sobre el pavimento al golpearle perpendicularmente una masa a una determinada altura. Está metodología de ensayo se basa en la norma UNE 41250-3:2015.

Ensayo de deflexión    Equipo de deflexiones realizando en M-30

Equipo de deflexiones realizando en M-30

Los valores altos de este ensayo implican un mayor grado de agotamiento del pavimento y por consiguiente una mayor pérdida de sus propiedades estructurales. Para restaurar los valores de las deflexiones se precisa la rehabilitación estructural del paquete de firme.

Ensayo de fisuración

El ensayo de fisuración se basa en medir el grado y tipo de fisuración existente sobre el pavimento frente a la superficie de la carretera ofreciéndonos el grado de degradación que este presenta. En la M-30 utilizamos equipos de LCMS (Laser Crack Measurement System) que nos permiten obtener imágenes de la carretera para determinar el tamaño de las fisuras y su orientación.

Ensayo de fisuración de la M-30    Imagen de generación de fisuración sobre el pavimento

Equipo de fisuración LCMS e imagen de generación de fisuración sobre el pavimento.

Un mayor porcentaje de grado de fisuras da lugar a un mayor grado de degradación del pavimento, la entrada de agua a capas inferiores y por consiguiente una mayor pérdida de las propiedades estructurales del firme. Para corregir los valores de fisuración, y en función del tamaño, profundidad y orientación de las fisuras, se puede realizar un sellado de fisuras sobre la capa de rodadura, o una rehabilitación completa de las capas afectadas, mediante el fresado, sellado de fisuras y posterior aglomerado (siguiendo criterios según .N.S 2/2015).

     Fisura en pavimento de la M-30

Sellado de fisuras sobre el firme

Sellado de fisuras en el pavimento  Renovación de la capa de rodadura

Renovación de la capa de rodadura. Campaña de Aglomerado del 2023

Lo último
Códigos del carnet de conducir: ¿qué significan? Publicado el 11 de abril de 2024

Los códigos del carnet de conducir tienen el objetivo de indicar a las autoridades determinadas limitaciones o restricciones que tiene el titular de ese documento a la hora de manejar un vehículo. O incluso pueden reflejar que el propio coche debe contar con ciertos mecanismos adaptados. Estos códigos numéricos se modificaron en enero de 2017 […]

¿Cuántas carreteras de circunvalación hay en Madrid? Publicado el 09 de abril de 2024

Las carreteras que circunvalan Madrid son claves para la movilidad en toda la comunidad. Restan tráfico de las avenidas interiores de la ciudad o las localidades metropolitanas y también unen puntos que, en la actualidad, serían impensables realizarlos por otra parte. Además, las carreteras de circunvalación de Madrid permiten unir todas las autovías que parten […]

EMESA TV
Simulacro 2019

Publicado el 01 de marzo de 2019